¡Vaya sorpresa! Mira lo que le paso a esta chica embarazada en su fiesta


Anuncios

Un bebé es una de las mayores alegrías que podemos tener a lo largo de nuestro mando por el planeta tierra. Nos brindan felicidad y amor de una manera tan incondicional que no se compara a nada, ni a nadie que pase por nuestras vidas.

Usualmente cuando sabemos de la existencia de un bebé, todos los días son una celebración. Dependiendo del país del mundo donde te encuentres hay distintas formas de hacerlo. Todo en base a la base cultural del país. Algunos celebran con solo las mujeres.

En otros se celebran solo los hombres, en unos se compra toneladas de ropa y en otro se hacen pequeñas reuniones donde se reza para el bienestar del ser querido que ya se encuentra en camino. Es todo cuestión de gustos y tradiciones que nos heredan nuestros ancestros.

Siempre en todos lados se espera con mucha expectativa saber el sexo que tendrá el bebé. Unos lo consideran importante porque a la hora de comprar ropa pueden hacerlo de color en específico y así será todo más fácil, pero para otros es indispensable ya que se estaría hablando de un heredero.


Anuncios

No creerás lo que le pasé a esta mujer cuando quería averiguar el sexo de su bebé

Para el día de hoy te traemos una de esas historias que te van a conmover por completo y te harán reafirmar o volver a creer en el amor. Ya que lo que vivió esta chica, está realmente sacado de una película de comedia romántica de Hollywood.

Todo empezó cuando la familia de la embarazada tomó la decisión de no preguntar el sexo del bebé hasta el día en que la madre lo fuera a saber, para así todos llevar la misma sorpresa. Entonces decidieron esperar todos juntos el veredicto del examen.

Lo que la chica no se esperaba es lo que está por venir, en toda la corredera que tuvo que hacer para organizar el babyshower, se distrajo hasta que llegó la hora del juego que iba a marcar la pauta del día. Todos debían adivinar cuál era el sexo del bebé antes de comprobarlo con el examen.

La otra parte del juego era que los invitados iban a dibujar el sexo del bebé en la barriga de la embaraza, sin que esta viera hacia abajo. Y pues así lo hicieron. Se dividieron en el equipo azul y el equipo rosa. Cada uno representaba un sexo distinto.

Al final todo resultó ser un complot y en vez de dibujar el sexo del bebé solamente, el novio le dibujó una propuesta de matrimonio, la chica al notarlo se quedó asombrada y llena de felicidad acepto. Entonces fue una doble noticia, el bebé sería varón y ella se iba a casar. ¡Qué bella historia!


Anuncios

Comparte esta información…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *